Esp | Eng

Menonitas

Fotografías de Jeremías González

Nunca pasan desapercibidos. Ni para los que saben de ellos, ni para los que no conocen nada sobre su existencia signada por cismas y persecuciones. Su historia ha estado marcada por correr a los brazos de las sociedades modernas o por ser como les pide la Biblia, guía y único libro para los menonitas. Conservar las costumbres y tradiciones menonitas significa vivir como hace 500 años y rechazar la autoridad estatal donde sea que se encuentren. Por una u otra razón, o por las dos al mismo tiempo, han recorrido medio mundo en búsqueda de un lugar dónde asentarse, evitando la intolerancia de los gobiernos.

En Argentina, los menonitas crearon dos colonias: La primera en 1987 en Guatraché, La Pampa; y la siguiente, en 2004, en Pampa de los Guanacos, Santiago del Estero, siendo una de las colonias más cerradas de Latinoamérica. En ellas, viven de la agricultura, la producción de leche y quesos, y la fabricación de muebles y silos. Solo usan corriente eléctrica para cocinar y para el manejo de ciertas maquinarias; no miran televisión ni escuchan radio y sus campos están distanciados de los pueblos y ciudades.

Los menonitas son un grupo religioso que nació en 1523 en territorio de la actual Suiza. Son protestantes, pacifistas y anabaptistas (rebautizadores) porque promueven la libre elección religiosa y el bautismo por elección; creen en un solo Dios, no veneran santos y consideran que la religión debe estar separada del Estado.

Su líder fue un sacerdote católico que dejó de serlo: Menno Simons. Vivió en la época en que se produjo la reforma de Lutero (el siglo XVI) la cual dividió a los cristianos entre católicos y protestantes. Justamente, menonitas quiere decir “seguidores de Menno”.

A causa de su negativa para reconocer el poder del Estado, fueron perseguidos en la mayoría de los países donde estuvieron, manifestando nuevos escapes a la libertad. Una, otra y mil veces. Primero se expandieron por Europa, hasta que en 1786 la emperatriz Catalina de Rusia los invitó a poblar las estepas del sur de su país. Un siglo después, cuando la promesa de dejarles mantener sus costumbres e idioma (el plattdeutsch) fue invalidada, casi un tercio de la población emigró a América y se asentarían en Canadá, Estados Unidos, México, Guatemala, Belice, Colombia, Venezuela, Paraguay y Bolivia. En Argentina, los primeros menonitas fundaron cerca de Olavarría, provincia de Buenos Aires, una colonia que con el tiempo desaparecería. Se cree que sus miembros se integraron con los habitantes de esa región bonaerense, situación que no se dio en la colonia de Santiago del Estero, donde el hermetismo de sus habitantes se hace notorio incluso en sus rasgos, donde no existen vestigios de fisonomía argentina ni latinoamericana.

A pesar de que la mayoría nació en países hispano-parlantes, sólo unos pocos hablan español en Santiago del Estero, especialmente los hombres para poder comercializar sus productos. Mientras tanto, las mujeres mantienen su idioma original, el plattdeutsch, dialecto bajo germánico, y tienen prohibido relacionarse con la gente fuera de las colonias, al igual que los niños quienes asisten a la escuela dentro de su territorio.

Increíblemente, el único elemento rioplatense que parece haberse hecho un sitio en la cultura menonita es el mate.

http://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/127_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/128_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/129_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/130_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/131_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/132_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/133_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/134_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/135_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/136_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/137_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/138_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/139_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/140_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/141_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/142_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/143_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/144_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/145_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/146_th.jpghttp://agenciazur.com/wp-content/uploads/2014/08/147_th.jpg
No hay PDF disponible.